jueves, julio 21, 2016

Familia damnificada de Ensenada recibe nueva vivienda
Compartir en FacebookComparte este enlace en Facebook


  • Feliz la vecina Gloria Barrios recibió las llaves de su nuevo hogar.
  • Su casa había resultado totalmente dañada por efectos de la erupción del Volcán Calbuco en 2015.
Con mucha alegría la señora Gloria Barrios recibió las llaves de su nuevo hogar, en Ensenada, tras ver destruido su hogar producto de la erupción del volcán Calbuco en 2015. En vista de aquella situación, el Minvu asignó un subsidio para construir una nueva vivienda la familia de la señora Gloria y a partir de hoy puede disfrutar de este renovado hogar.

“Tuvimos que salir arrancando dos veces cuando hizo erupción el volcán y cuando volvimos ya mi casa estaba muy dañada, con un cerro de ceniza sobre el techo. Eso hizo que colapsaran las vigas y casi se cayera el techo”, relata la beneficiaria, recordando lo que fue su experiencia tras la erupción. Con la ayuda de conscriptos del Ejército, al igual que sus vecinos, se pudieron despejar los terrenos y volver a comenzar, literalmente desde las cenizas. “Hoy estoy muy agradecida de todos los que hicieron posible que se concretara este sueño. Yo pensaba que me iba a tocar una casita chica y con eso me conformaba, pero la verdad es que esto es un palacio”, indica la señora Gloria.

El director regional del Serviu, Hardy Grandjean, junto con felicitar a la nueva dueña de casa, valoró que esta vivienda incorpore particularidades propias del mundo rural, como como el termocañón para el agua caliente instalado en la estufa a leña y una bodega de 18 m2 en la que podrá guardar su leña, papas u otras especies. “Como servicio y como Ministerio de Vivienda estamos respondiendo a la demanda de esta familia mediante este tipo de soluciones con pertinencia y calidad, sin desarraigarla de su origen”, expresó Hardy Grandjean.

La solución corresponde a una vivienda de 57 metros cuadrados, con posibilidad de habilitar hasta 86 m2, cuenta con ventanas de termopanel, exterior en norway, cerámicos en pisos de cocina y baño y cubrepisos en sus tres dormitorios, entre otros aspectos que la diferencian de una vivienda social tradicional. A ello se suma a la bodega, que responde a las necesidades de una familia de un sector rural.

El director regional del Serviu destacó que “seguimos avanzando en la entrega de soluciones habitacionales a las familias afectadas por la erupción del volcán Calbuco, quienes pudieron aplicar su subsidio en terrenos propios fuera de zonas de peligro. A ellos se suman más de 80 que recibieron un subsidio de adquisición de vivienda que pudieron aplicar en otros puntos de la región, tras la emergencia que les obligó a trasladarse, y más de 400 soluciones en tarjetas de banco de materiales para reparación de los hogares afectados en las comunas de Puerto Montt y Puerto Varas”.