viernes, diciembre 18, 2015

Servicios públicos de la región reciben certificación inicial de Trabajar con Calidad de Vida
Compartir en FacebookComparte este enlace en Facebook


  • A través de este programa de SENDA se promueven acciones de prevención del consumo de drogas y alcohol en espacios laborales.

Con la firma de la política del programa Trabajar con Calidad de Vida (TCV), los servicios públicos de la Región de Los Lagos que implementan este programa de SENDA, recibieron la certificación inicial, reconocimiento por cumplir con una serie de criterios que les permitieron contar con herramientas básicas, para ejecutar una estrategia preventiva.

El programa Trabajar con Calidad de Vida es una metodología de prevención del consumo de drogas y alcohol en espacios laborales, impulsada por el Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (SENDA), que contribuye a mejorar la calidad de vida laboral y desarrollar una cultura preventiva. En la Región firmaron esta política y recibieron su certificación: SENADIS, JUNJI, INE, FOSIS y SENAMA.

En la ocasión, los directores/as regionales estuvieron presentes con representantes de los equipos preventivos. Al respecto, la Directora Regional de SENDA, Andrea Castillo, agradeció el compromiso e interés en ser parte de este programa y señaló que “a través de esta iniciativa estamos sensibilizando a los trabajadores y trabajadoras, acerca de las consecuencias del consumo de drogas y alcohol para la vida personal, familiar y laboral, y con ello instalar y promover una cultura preventiva en nuestra sociedad”.

Cabe destacar que este programa cuenta con 7 etapas y se implementa en instituciones públicas y empresas privadas medianas y grandes, a través de una metodología participativa, auto-aplicada y dirigida por un equipo que representa a todos los estamentos de la organización.

Por otra parte, es importante mencionar que la organización podrá postular a progresar en su nivel de certificación siempre que ejecute y acredite los procesos planificados como la ejecución del plan de acción y al final del proceso anual un nuevo diagnóstico de Calidad de Vida Laboral. De esta forma, cada organización tendrá la posibilidad de avanzar en el proceso de certificación para acceder al nivel intermedio o avanzado, el cual será determinado según sus logros y avances.