miércoles, diciembre 23, 2015

Ejemplar de Güiña fue liberada en Parque Alerce Andino tras dos meses de recuperación
Compartir en FacebookComparte este enlace en Facebook


Sufrió fractura al quedar atrapada en una reja en el sector de Lagunitas

  • Tras la oportuna llamada de vecinos, el animal fue rescatado por personal del SAG y luego trasladado hasta el Hospital Clínico Veterinario de la U. San Sebastián donde fue sometido a cirugía y posterior tratamiento médico para su liberación.

La curiosidad mató al gato. Así reza el refrán que muy bien se podría aplicar a la situación vivida por un ejemplar de gato guiña que en octubre pasado se aventuró hacia el radio urbano de Puerto Montt, quedando atascada entre las rejas de una vivienda del sector Lagunitas.

En su intento de escape, lastimosamente se fracturó una de sus extremidades. Tras el llamado de algunos vecinos que presenciaron la escena, al lugar acudieron funcionarios del Servicio Agrícola y Ganadero que debieron lidiar con el carácter agresivo del felino hasta rescatarlo y derivarlo hacia el Centro de Rescate de Fauna Silvestre (CEREFAS) de la Universidad San Sebastián.



Al llegar a las instalaciones ubicadas en el Hospital Clínico Veterinario de la Casa de Estudios, el animal fue atendido por profesionales que con extremo cuidado manipularon al animal. “Con mucho cuidado obtuvimos radiografías y confirmamos la fractura en el húmero por lo que debimos aplicar una osteosíntesis para fijar sus huesos. Luego de ello, la mantuvimos en observación y tratamiento especial con el fin de que pudiese recuperar sus fuerzas y habilidades para insertarse en su medio natural”, comentó Javier Cabello, médico veterinario de la institución universitaria.

En efecto, tras dos meses de recuperación el animal de poco más de un kilogramo de peso pudo regresar a su entorno natural. Personal del SAG trasladó al ejemplar hasta en Parque Alerce Andino donde fue liberado y reinsertado en un ecosistema más seguro para el desarrollo de la vida animal.

Cabe destacar que la guiña es la especie felina más pequeña de Sudamérica y destaca en la fauna por ser controlador de plagas. Cabello explica que como cazadores se especializan en roedores y algunas aves pequeñas.