viernes, marzo 18, 2011

Chile cierra participación en Seatrade con altas expectativas
Compartir en FacebookComparte este enlace en Facebook


  • País espera incrementar visitas de cruceristas extranjeros en un 50 % de aquí a 2015.

Con el propósito de incrementar en cerca de un 50 por ciento la cantidad de visitantes extranjeros que lleguen a Chile por la vía de los cruceros al año 2015, el país concluyó este jueves 17 su participación en la Seatrade Cruse Chipping Convention de Miami.

Autoridades portuarias y ciudades chilenas presentes en el evento, entre ellas Puerto Montt, coincidieron en que existe hoy un conjunto de medidas que favorecerá el incremento del flujo de turistas de cruceros para los próximos años.

Ellos son el descuento en los costos de servicios por faros y balizas y que permitirá a cada crucero un ahorro de hasta el 80% del pago, de acuerdo a la cantidad de recaladas que realice en puertos chilenos. De esta forma, un crucero que por tres recaladas debía cancelar un total de US$ 270.000, ahora cancelará US$ 54.000.

El otro aspecto tiene que ver con el proyecto de ley, actualmente en discusión en el Congreso, que permitirá a los cruceros operar sus casinos en aguas territoriales. Se espera que la iniciativa sea aprobada por el Poder Legislativo durante este año.

Ambas modificaciones legales contribuirán a que Chile se convierta en un destino competitivo y atractivo para las empresas de cruceros.

Los visitantes del stand Chileno destacaron la diversidad de productos turísticos que ofrece el país, con especial interés en los destinos relacionados con lagos, volcanes y Patagonia.

Los operadores de cruceros también manifestaron su interés frente a los cambios de escenario que está desarrollando Chile, en tanto harán posible un flujo más expedito de embarcaciones por aguas territoriales, generando así un mayor tránsito de visitantes en los puertos locales.

A estas acciones se suma la estrategia de posicionamiento de los destinos de cruceros impulsada por SERNATUR, la que tiene a Puerto Montt y sus alrededores como uno de sus puntos clave para el desarrollo de la industria del crucerismo en la zona sur austral de Chile.