martes, diciembre 14, 2010

Diputada Marisol Turres valoró aprobación de reforma constitucional que garantizará asistencia judicial a víctimas de delitos
Compartir en FacebookComparte este enlace en Facebook

Impulsada por la Alianza
  • La parlamentaria UDI, quien actuó como informante del proyecto ante la Sala, explicó que el proyecto permitirá asistencia gratuita para los sectores más vulnerables.

La diputada UDI Marisol Turres expresó su satisfacción por la aprobación este martes, en la Sala de la Cámara Baja, de la reforma constitucional que asegura asistencia jurídica gratuita para las personas que no puedan procurársela por sí mismas. “Esta reforma responde al clamor de las víctimas de delitos de contar con asistencia jurídica para hacer valer sus derechos. Hasta ahora la ley garantizaba la defensa sólo a los imputados, sin que les reconociera el mismo derecho a las víctimas. A partir de esta reforma, las víctimas podrán acudir en igualdad de condiciones a los tribunales”, señaló la parlamentaria, quien ofició como diputada informante del proyecto ante el hemiciclo.

La iniciativa se originó en una moción de senadores de la Alianza que fue aprobada en primer trámite por el Senado. Sin embargo, el proyecto fue modificado en la Comisión de Constitución, Legislación y Justicia de la Cámara tras conversaciones desarrolladas entre el ministro de Justicia y diputados de las bancadas de gobierno y oposición. “Así, se incorporará como un derecho fundamental, en el artículo 19 número 3 de la Constitución, la garantía para que el Estado entregue asesoría jurídica a las víctimas de delitos”, explicó la parlamentaria. El proyecto fue aprobado por amplia mayoría en la Sala de la Cámara por 103 votos a favor, 4 en contra y 4 abstenciones.

La diputada Turres detalló que, respecto de la materialización de este proyecto, se pretende que la asistencia gratuita se canalice a través de las Corporaciones de Asistencia Judicial, las que serán íntegramente reformadas para este fin. “La idea es que el Estado asuma la representación jurídica de las víctimas de delitos más violentos y que no puedan procurársela por sí mismas. Por ello proponemos que las CAJ sean modernizadas y profesionalizadas para que asuman a cabalidad esta materia a lo largo de todo el país”, agregó.

“Hemos trabajado durante muchos años, incluso desde antes de asumir como parlamentaria, para poner fin al desamparo de las víctimas. La aprobación de la reforma es un gran paso, encaminado a mejorar de manera sustancial la asistencia jurídica a las personas de escasos recursos, que son justamente quienes más sufren el flagelo de la delincuencia en nuestro país. Por eso llamo al Senado, donde se analizará el proyecto en tercer trámite, a que apruebe esta reforma constitucional. Las víctimas de delitos y sus familias así lo exigen”, sentenció la diputada Marisol Turres.