jueves, marzo 25, 2010

Alcalde Quinteros frente a los recortes presupuestarios
Compartir en FacebookComparte este enlace en Facebook



«Si no se revierte la actual situación, el caos social en los próximos meses va a ser brutal»

«Con mucha alarma, con mucha preocupación he escuchado y leído las noticias que anuncian que van a rebajar los recursos de las regiones para destinarlos a las zonas que se vieron afectadas por el terremoto», fueron las palabras del Alcalde de Puerto Montt, Rabindranath Quinteros, al referirse sobre la propuesta del Gobierno que reasignó más de 125 mil millones de pesos del Fondo de Desarrollo Regional para destinarlos a la reconstrucción del país.

Al respecto, Quinteros fue enfático en señalar que “nadie puede dudar del sentido solidario que tenemos. Fuimos los primeros (como Municipio) que después del terremoto iniciamos la campaña de solidaridad para la gente que estaba sufriendo, pero no podemos concebir que a costa de las regiones que no han sido afectadas directamente por el terremoto, se pretenda hacer la reconstrucción del país”.

En ese sentido, el Alcalde porteño entregó una serie de antecedentes que demuestran que la política del Gobierno en esta materia es errada y va a generar otros conflictos sociales, sobretodo en regiones que no sufrieron por el terremoto, pero que tienen otras dificultades, como es el la Región de Los Lagos y los altos niveles de cesantía provocados por la crisis económica mundial y los despidos de la salmonicultura.

“El Gobierno ha dicho que las pérdidas de la catástrofe llegan a los 30 mil millones de dólares, sin embargo otros organizamos internacionales hablan algo totalmente diferente. Por ejemplo, la Cepal dice que el costo de la reconstrucción del país sería de 20 mil millones de dólares como máximo y la consultora norteamericana IM Trust indica que esta cifra alcanza a 15 mil millones de dólares”, detalló Quinteros.

“Siguiendo las mismas cifras que el Ministro de Hacienda establece -explica el Alcalde-, cerca de dos tercios corresponde a pérdidas del sector privado, ya sea en infraestructura productiva y comercial, bienes y productos perdidos, viviendas de particulares, etc. de los cuales aproximadamente ocho mil millones de dólares están cubiertos por las compañías aseguradoras y la diferencia debe ser asumido directamente por el sector privado con recursos propios”.

El edil recordó que en las zonas afectadas existen empresas de los grandes grupos económicos, así como empresas forestales, viñas, pesca industrial, entre otras que durante el período 2008-2009, registraron utilidades superiores a los 5.000 millones de dólares. Es decir, “el sector privado está en condiciones de reponer sus capacidades echando mano a los recursos que posee o tiene a disposición en líneas ya existentes de apoyo a la actividad productiva por parte del Estado”, manifestó la autoridad comunal.

INFRAESTRUCTURA PUBLICA

Se sigue la linea que plantea el Gobierno, el monto de las pérdidas para el sector público es 10 mil millones de dólares, “entonces el tema que se ha planteado es cómo financiar esa cantidad y acá es donde quiero hacer incapié y lo hago con mi experiencia de 20 años en el servicio público y es bueno que la gente conozca las fuentes de recursos que están disponibles, porque acá no se ha dicho nada sobre eso. Aquí nada más se habla de que hay que reasignar, hay que recortar, hay que priorizar proyectos y creo que eso no corresponde”, dijo Quinteros.

El edil explicó que el país tiene cerca de 12 mil millones de dólares ahorrados en el exterior, de los cuales se podría traer a Chile hasta un 50% de ellos sin producir efectos negativos, situación que ya se realizó durante el Gobierno de Bachelet como medida para enfrentar la crisis financiera mundial sin que hubiera efectos negativos.

A ello se suma la posibilidad de endeudamiento externo que, dada la solidez del manejo en la economía chilena por las autoridades salientes, se fijó en el presupuesto de 2010 la cifra de hasta 6.000 millones de dólares para que el Gobierno pueda endeudarse sin afectar la calificación de país solvente.

El Alcalde de Puerto Montt detalló así una serie de otras medidas de las cuales el actual Gobierno puede usar para poder obtener los recursos necesarios para la reconstrucción del país, sin tener que reducir el tema en los presupuestos de desarrollo de todas las regiones o intentar privatizar las empresas que aún están en manos del Estado, como lo han deslizado algunas autoridades.

FUTURO REGIONAL

Con estos antecedentes en la mesa, Rabindranath Quinteros, dijo que “el anuncio de que se están estudiando reasignaciones presupuestarias para financiar el costo de la reconstrucción en la infraestructura pública no tiene ningún asidero, porque existen fuentes más que suficientes para enfrentar el problema”.

“Lo primero que tienen que hacer es reasignar los recursos de las propias regiones afectadas porque deben modficar las prioridades de inversión en esas zonas y no castigar a las regiones no afectadas por la catástrofe”, sentenció el edil, quien agregó que “da la impresión que el nuevo Gobierno se olvidó que nuestra región tuvo un terremoto social de marca mayor hace más de un año a partir de la crisis mundial y del virus ISA. ¿Se ha olvidado de los miles de cesantes que tenemos en esta región como para estar desviando recursos del Gobierno Regional para otros menesteres?”.

Quinteros indicó que en estos momentos todos los programas de generación de empleo están terminados, lo que ha dejado nuevamente sin ingresos a más de 800 familias, situación que se suma a la falta de nombramiento de las autoridades regionales que impide que se puedan avanzar en resolver los probelas de la gente.

“Hago un llamado a la Central Unitaria de Trabajadores, a la Cámara de Comercio, de la Construcción y a todas las organizaciones sociales, porque sino trabajamos en conjunto y se sigue el actual estado de cosas, el caos social que vamos a tener dentro de los próximos meses va a ser brutal. Si no tomamos hoy conciencia del drama que viven miles de familias que están sin trabajo en esta región, vamos a tener un conflicto social de magnitud”, concluye al autoridad comunal.

Finalmente, el Alcalde de Puerto Montt convocó al Gobierno a que resuelva la serie de dificultades que está presentando, como es el nombramiento de los Seremis Regionales y Directores de servicio que aún no están claros a pesar de los 15 días trasncurridos de la actual administración.

A ello, instó que los proyectos de inversión pública que estaban previstos para la región que, en alguna medida compensaban los efectos de la crisis, “no pueden suspenderse por un episodio que, por cierto, todos lamentamos”.

Todo “esto no quiere decir que no hagamos todos los esfuerzos de solidaridad que podamos con nuestros hermanos de las regiones afectadas. Esta solidaridad la estamos haciendo y la seguiremos realizando. Sin embargo, no se puede empeñar la totalidad de las energías en las cinco regiones afectadas, dejando paralizado el desarrollo de dos tercios del país”, puntualizó Quinteros.